posturas de yoga

Posturas de yoga para mejorar la salud ósea

Hace unos meses ya hablamos sobre algunas posturas de yoga para ayudar a tus huesos. La primera entrada en nuestro blog sirvió para empezar a trabajar esta nueva disciplina. Hoy, aunque repasaremos los beneficios del yoga y sus efectos positivos sobre nuestra salud, nos centraremos en aportar nuevas posturas.

Ya dijimos en su momento que es muy aconsejable la práctica de esta actividad. Las razones se basan en que mejora la flexibilidad y la coordinación, evitando de este modo caídas. Por otro lado, no excluye por edad, es decir, cualquier persona puede practicarla adaptándose a su ritmo. Y por último, entre los profesores de yoga lo más extendido es decir que reduce el estrés y mejora la calidad de vida.

Beneficios del yoga

El yoga tiene múltiples beneficios y se pueden dividir en tres vertientes:

Beneficios físicos del yoga

La práctica continua del yoga ayuda a aumentar la capacidad de resistencia, aunque parezca mentira. Como ya hemos dicho, favorecen los estiramientos musculares y la flexibilidad.

Beneficios mentales del yoga

El yoga da estabilidad emocional, aísla las alteraciones, da tranquilidad y tolerancia en la mente y ayuda a mejorar la concentración, la memoria y la atención.

Beneficios espirituales del yoga

Por último, el yoga aporta, según sus promotores, sabiduría. Esto es así porque ayuda a controlar las emociones y calma ante situaciones adversas.

Posturas de yoga para prevenir la osteoporosis

Añade estas posturas de yoga a las ya detalladas en esta entrada: Posiciones de yoga para ayudar a tus huesos. 

1º Uttihita Trikonasana

Uttihita significa “estirado” y trikona “triángulo”. Es una postura que pretende estirar el lado del cuerpo. Las caderas deben estar alineadas hacia delante. El objetivo pasa por no doblar ni las caderas ni el tronco al colocar la mano.

Separa los pies un metro más o menos. Coge aire y sube los brazos a la altura de los hombros con las palmas hacia abajo. Desliza la mano por la pierna izquierda y baja todo lo que puedas. La cabeza debe estar inclinada hacia la mano levantada. Respira profundamente y aguanta entre 20 y 30 segundos. Tómate tu tiempo para cambiar de posición.

2º Setu Bandha Sarvangasana – Postura del puente

El cuerpo adopta la posición de un puente. Piernas, cadera y espalda trabajan juntos ayudando a que pecho, cuello o columna vertebral se estiren. Este ejercicio está señalado como uno de los mejores para prevenir la osteoporosis.

Para llevarlo a cabo, empezamos tumbados. Se doblan las rodillas y con los pies sobre el suelo separados unos 30 centímetros. Acerca las plantas de los pies a los glúteos. Agarra los tobillos con las manos. Si consigues arquear espalda, vas a hacer que levantes más las caderas. Respira de forma uniforme durante 20-30 segundos. Suelta los tobillos y baja suavemente las caderas sin hacerte daño.

3º Savasana – Postura del muerto o postura de relax

Ideal para terminar la sesión. Se practica al final para integrar los beneficios del yoga en una sola postura. Con ella, se consigue una relajación absoluta y consciente. A priori puede parecer fácil pero requiere de fuerza mental para llegar a ese estado.

Nos estiramos en el suelo boca arriba. Las piernas semi abiertas y los brazos ligeramente apartados del tronco. Los dedos de manos y pies distendidos. Respiramos con pausa y soltamos el aire. Repasamos con la mente todas las partes de nuestro cuerpo para constatar que estamos en una calma total. Una vez, llegas a este punto, profundiza en esa sensación única.

Combina estas posturas de yoga con una buena alimentación basada en calcio y vitamina D. Además, también puedes llevar a cabo algún deporte o ejercicios de gimnasio para prevenir la osteoporosis. Podrás encontrar más posturas en nuestro Facebook o Twitter.

No hay comentarios

Deja tu comentario

Your email address will not be published.